Mientras que los días se hacen más largos, por lo que Hems, modelo nuevo faldas largas.

Mientras que los días se hacen más largos, por lo que Hems, modelo nuevo faldas largas.

Por Ruth La Ferla

6 de abril de, 2011

Stephanie Solomon, directora de moda de Bloomingdale, intervino: “Por debajo de la rodilla, la mitad de la pantorrilla, en cualquier lugar situándose en torno a los tobillos – todas estas longitudes están en tendencia en este momento. Sólo que ahora tienen que empezaron a registrarse en los consumidores de una manera grande “.

Tales fluidos miradas parecen haber goteado hacia arriba desde la vendimia de tiendas y calles del centro. Durante varias temporadas, los dobladillos mutadas de los tanques ceñidos hasta la pantorrilla y el tobillo de longitud y faldas tubulares a, barredoras de pavimentos románticas descaradamente voluminosos, se ve que Nevena Borissova, un socio en la curva, una tienda de vanguardia en el Soho, describe como “vaporoso, vamos a -go-conseguir-a-alto-Coachella cosas. “

Hoy en día los comerciantes que confiaron en los estos estilos están sintiendo bastante astuta.

“En términos de faldas, miradas más largas son todo lo que se está vendiendo”, dijo Borissova, cuya tienda tiene puestos de avanzada en Los Angeles y Miami. Incluso las miradas “Big Love” que fueron rechazados hace un año han dado pasos, ella dijo. “Las personas están creciendo en ellos debido a que la silueta es más flujo de Y, las telas – organza y gasa de – más ligero.”

Incluso los grandes almacenes una vez al nerviosos parecen determinados a, bueno, ir con la corriente. “El año pasado en las calles vimos mucho más faldas más largas que ofrecimos en nuestro almacén,” Sra Salomón, de Bloomingdale, dijo. “Nos pareció que podría haber perdido una oportunidad.” Este año, la tienda es lo suficientemente optimista para tener desfilaron faldas MEDIA PANTORRILLA y los tobillos en un desfile de moda en el Soho el mes pasado.

Hace poco más de una semana, Saks Fifth Avenue llenó su 49 ventanas de la calle con etiquetas incluyendo Gryphon, Milly y Diane Von Furstenberg, mostrando las faldas que cayó por debajo de las rodillas y los otros que integraron a nivel de los tobillos, con sugerencias de cómo personalizar la apariencia.

“Todo se reduce a un cambio dramático, que no hemos visto en mucho tiempo”, dijo Cohen – un cambio que indica al consumidor que su vestuario podría utilizar una actualización radical. Luego pasó a predecir “Estamos viendo el comienzo de lo que podría ser una tendencia de tres o incluso cuatro años.”

La caída de los dobladillos están dando un impulso a la compañera se ve, también. “Los cambios de la silueta requieren tantos ajustes”, dijo Solomon. “Cuando las gotas dobladillo, que dan cuenta de repente que su pelaje es demasiado corto, por lo que necesita una nueva capa; los talones son demasiado altos, por lo que buscan un piso o una cuña. “faldas más largas”, agregó enfáticamente: “dar la manera sobre todo, un empujón”.

“Se toma un tiempo para verse a sí mismo en las faldas largas,” dijo Kendra Thompson, estudiante de comunicaciones en Toronto, que fue visto envuelto en Chelsea desde la cintura hasta los tobillos en la gasa transparente. “Nunca tomé en ellos hasta que empecé a ver versiones transparentes”, dijo, en referencia a las variedades diáfanas que aparecían en las pasarelas de primavera en Jil Sander, Chloé. Marc Jacobs y Lanvin. entre otros.

Compras por el Soho semana pasada, Julia McFarlane ponderó la adición de una falda más larga de su armario. La Sra McFarlane, que es más de 60, se señala a longitudes que “cubre el hueco entre los zapatos y el dobladillo,” dijo ella, haciendo largas faldas una alternativa práctica a los pantalones.

¿La creciente aceptación de las miradas más largas anunciar un cambio capaz de impulsar a los compradores de deshacerse de sus minis, pantalones y jeans? No es probable. “La moda no funciona de esa manera”, dijo Buccini, con el argumento de que las faldas largas no es más que el cambio en la sensibilidad que a menudo acompaña a la fatiga de la moda representan.

O los vaivenes del ciclo de la moda.

“Hemos tratado de mostrar tanta piel durante tanto tiempo”, dijo Catherine Moellering, el vicepresidente ejecutivo del Informe de Tobe, una firma de predicción de tendencias. Gasa, tapas de manga larga y dobladillos de cola “están empezando a verse muy interesante otra vez,” una indicación, agregó, de “un ciclo de la moda cubiertas de arriba.”

Encubierto, pero no prim. Algunas de las faldas más codiciados de la temporada son los más arriesgados. Pura de la cadera al empeine, ofrecen un toque de picante. “El invierno pasado comenzó a ver un montón de chicas que ponen faldas largas hasta el suelo transparente de la parte superior de cualquiera de las polainas de cuero o pantalones”, dijo Borissova.

Sra. Thompson hizo pocas de tales concesiones a la modestia, levantando las cejas cuando ella se presentó durante la Semana de la Moda de Nueva York en febrero vestida con una falda hasta los tobillos semi vaporoso que compró en una tienda de segunda mano. Las reacciones variaron. “Había todas estas personas que desean tomar mi fotografía”, recordó. “Pero un hombre en el metro me dijo que me parecía a Morticia”.

Kristin Knox, que escribe el blog de moda ropa Whisperer, encuentra faldas transparentes de provocación en el grado justo. Desgaste de ellos, dijo, “y de repente vas a partir mumsy atractiva.” Así era ella adjunta a sus faldas vaporosas que, como recordó, “¡Gracias a tal punto que mi novio estaba diciendo, ‘Usted no puede salir de la casa en la que! ‘ “

“Cuñas mantener el aspecto más joven y más afilado,” dijo.

Colleen Sherin, directora de moda de Saks Fifth Avenue, favorece suelas de plataforma, además, que se ven mejor, dijo, con MEDIA PANTORRILLA o el tobillo de longitud vestidos. Para los días más cálidos sugirió zapatillas de ballet o sandalias planas. Aun así, tenía una palabra de precaución: “Usted no está usando una bomba con esta nueva longitud más larga.”

Cuando se trata de la proporción, casi todo vale, la Sra Sherin mantiene. En los días de mucho viento, una falda larga se pueden superponer bajo túnicas, chaquetas o moderadamente recortada de la cadera de longitud o chaquetas de punto grueso. Un vestido, agregó, puede ser más fácil de llevar. “Usted no tiene que pensar en los componentes que van con él.” Y las mujeres cortas no tiene por qué rehuir, dijo. Al igual que los pantalones acampanados, una falda delgada puede alargando.

En la ciudad, larga, faldas lejos de Europa puede ser complicado, por supuesto. Pero los fans emprendedores están comprando versiones baratas en tiendas como Topshop y American Apparel y tomar las tijeras de los dobladillos o lados para liberar su paso. Para ellos, estos pequeños sacrificios valen la pena.

“Al caminar por la calle, y sus olas falda fuera detrás de usted, que añade un toque de glamour”, declaró la Sra Knox. “Realmente no hay nada como él.”

Estamos interesados ​​en sus comentarios sobre esta página. Dinos qué piensas.

Cobertura relacionada

PUESTOS RELACIONADOS

También te podría gustar...